Surviving a Deceitful World

Oigo voces (2da parte)

(Favor de leer la primera parte antes de continuar.)

LA SIMPLE Y SENCILLA VERDAD ES QUE HAY VOCES llamándonos la atención a todo momento del día… lo que importa es si estamos o no dentro de sus “frequencias”. Cuando nuestras mentes están de acuerdo con las voces, aun sin estar concientes de ello, estamos “afinados” a sus armonías. Y se lleva a cabo un esfuerzo de proporciones sobrehumanas para este fin.

Poco a poco, nuestros límites auditivos se estiran, se recorren, se disminuyen por lo que dejamos entrar en nuestras mentes. Son las películas que vemos. Son las revistas que leemos. Es la música que escuchamos. Son los programas que no nos perdemos. Es, simplemente, la programación de nuestro cerebro, cual la fantástica computadora que es. De hecho, le decimos PROGRAMACIÓN!!! Y no es simple coincidencia de semántica.

Piensa en cómo llegaste a tus puntos de vista acerca del mundo… cómo llegaste a tus opiniones acerca de temas de moralidad. Si crees que tus opiniones se formaron independientemente por tu pensamiento innato, estás equivocado. Tus opiniones han sido formadas, en mayor parte, por los datos que permites introducir a tu mente, de acuerdo a lo que le otorgues autoridad. Estamos hablando de cosas como anuncios de revistas que promueven la decadencia y la sexualidad… campañas de tomas de conciencia para hacer un mundo “mejor”, comedias que muestran, como lo normal, estilos de vida o comportamientos pecaminosos que se aceptan y se celebran. Y no me refiero solamente a cosas como el sexo fuera del matrimonio, etc. Me refiero a las “pequeñas” cosas… como mentiras “piadosas” y chismear. Porque son las pequeñas cosas las que corrompen los valores y estándares, lléndose por la puerta trasera del subconciente, si es que no estamos alertas. Y cuando esta “realidad” es la que tiene autoridad sobre nosotros, es con lo que vamos a medir nuestras vidas.

¿Y sabes qué? La gran mayoría de los mensajes que se nos mandan promueven la iniquidad. Suena duro, pero es cierto. El mundo es anti-Bíblico, anti-Cristo. Y el mundo quiere que tu mente esté afinada a su armonía y que adopte lo que te dicen que es la realidad.

Lo que necesitamos es estar afinados a la voz de Jesús. Ahí… entre las frecuencias del arrepentimiento y la santidad. Porque la única manera de reconocer y responder a los Hertz de Su voz, traspasando la multitud de todas las otras voces, es por medio del estudio de Sus palabras y la unción del Espíritu Santo.

Comments on: "Oigo voces (2da parte)" (1)

  1. […] aquí] Possibly related posts: (automatically generated)This is the truth.El […]

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Tag Cloud

%d bloggers like this: